lunes, 28 de noviembre de 2011

"Especialmente recomendada para la igualdad de género"

Me importa tres puñetas quien gobierne en el país. Me quedo en tres por utilizar el dicho popular. Si no existiera, quizás diría cuatro, aunque sería demasiado cruel, porque algún que otro cambio imagino que veremos con el nuevo Ejecutivo.

En estas lides me sucede como con el cine doblado. Cuando delante de alguien defiendo las películas en original con subtítulos en español, muchos me dicen: "Sí, pero es que en España doblamos muy bien...". Es decir, que le amputamos la voz a Paul Newman, a De Niro o a los cuatro protagonistas de la excelente 'Un Dios salvaje' de Polanski y nos quedamos tan tranquilos porque es que los que las sustituyen lo hacen de puta madre. Como si yo dudara del timbre de voz o de la profesionalidad de los dobladores. Es que no es el tema, querid@. El asunto es otro. ¿Cuesta tanto entenderlo?

Con la política me sucede igual. A mí me falla el sistema, por lo que tanto me da el PP como el PUM+J. Y cuanto más tiempo transcurre, mayor es el número de personas que se percatan de que las diecisiete autonomías con sus televisiones públicas -hasta seis canales en Cataluña-, los partidos políticos divorciados durante cuatro años de los ciudadanos, Urdangarín utilizan el type en facturas sacadas de la chistera y otras lindezas no lo van a arreglar los mismos que lo han provocado. La gente está perdiendo el miedo impuesto, aquel que sólo nos ofrecía la partitocracia y sus autos de fe como salida a todos los problemas y traumas de cuarenta años de dictadura.

Una prueba de la imbecilidad actual es lo que hoy me ha dejado alucinado. Yo creía que en algunos aspectos al menos se acababan las carajotadas, lo de miembro y miembra (sic. Y eso es lo que hay) entre otras. Pues no. Quedan tres semanas para que Mariano Rajoy alce el dedo del poder diciendo qué hay que hacer y en este vacío de gobierno durante todo un mes surge hoy la noticia: El ICAA ha introducido una nueva categoría en la calificación de películas, absolutamente novedosa en el contexto internacional, con el fin de fomentar y de reforzar la idea de que los tíos y tías no nos diferenciamos: 'Especialmente recomendado para la igualdad de género'.

Ea, ya tenemos los dos rombos modernos, ya somos mejores que el resto del mundo, cretinos del etiquetado inútil, licenciados en el encorsetamiento estéril, de un país en el que Iñaki Gabilondo no tiene trabajo pero Belén Esteban sí ganando millones e insultando al género femenino, a la cultura en general. "Especialmente recomendada para la igualdad de género", deberían rotular sus apariciones televisivas. No. Ahí no.

Si no hay gobierno hasta el 22 de diciembre, ¿de dónde ha salido la nueva calificación? ¿Es una iniciativa de los socialistas y va a estar vigente tres semanas? Si es de los populares, ¿se puede aplicar ya? La medida parte del ICAA, que es un órgano adscrito del Ministerio de Cultura.

No entiendo nada. No me recomiendo, desde luego.

No hay comentarios: