lunes, 10 de octubre de 2011

Punto Radio deja de emitir en Cádiz

Punto Radio Cádiz deja de emitir, decisión que afecta a profesionales como Manolo Camacho. Mi apoyo más decidido a él y a quienes, ejerciendo estupendamente su tarea diaria, se ven afectados por decisiones provocadas por situaciones que, en numerosas ocasiones, las adoptan los culpables de que los números no cuadren.

Hay empresas y medios de comunicación que echan el cerrojo debido a la cadena de decisiones erróneas o disparatadas adoptadas por sus propietarios o accionistas mayoritarios. Otros periódicos, emisoras o televisiones cierran porque a la estrechez de miras de sus máximos responsables se unen los esquiroles incapaces de soplarles al oído y decirles de una vez por todas que ese no es el camino y que, si lo va a ser indefectiblemente, ahí te quedas con tu bazofia impresa, radiada o televisada. Un buen ruido de sables, políticos molestados y brazos caídos de cien trabajadores a las nueve de la noche evitando que salga el periódico al día siguiente no hay empresario de pacotilla que lo aguante. Total, si no vais a cobrar de todas maneras... Pero no, algunos creen desde tiempos lejanos que salvarán su culo bajo el ala del capullo que destroza puestos de trabajo y emponzoña el periodismo con sus subproductos. Tan culpable es el que lo edita como el que lo escribe, tan cobarde el que echa a gente con cartitas como el que no levanta la cabeza ni un teléfono para apoyar a sus compañeros largados que terminarán siendo también compañeros de la calle con el tiempo.

Creo que este último no es el caso de Punto Radio y el alma mater en Cádiz de esta emisora, Manolo Camacho. Ni es mi primo, ni hemos tomado copas juntos ni se conocen nuestras parejas. No le debo nada ni él a mí, con la excepción de la mutua caballerosidad y llamar a las cosas por su nombre. Se trata de honestidad, además de profesionalidad. Y sin haber compartido confesiones inconfesables en mesa y mantel -alguna encorsetada comida de trabajo sí-, Manolo Camacho me parece un tío que se viste por los pies. Es un profesional del que las ondas no puede prescindir, ante tanta mediocridad y borreguismo. Estoy seguro de que alguien valorará su labor emprendida durante estos años y contará con sus conocimientos. Si Punto Radio alcanzara el centenar de currantes en Cádiz, lo animaría a emprender acciones de verdad, no a crear estériles grupitos cerrados en facebook. Algo similar a los colegas de Onda Jerez, pero con un puntito más contundente. Es el idioma de hoy día, qué le vamos a hacer. A otros ni se les escucha porque siempre tiemblan cuando hablan y si lo hacen jamás será para echar cojones, sino para seguir escondidos o mirar para otro lado hasta que los cuervos que crían les saquen los ojos.

Mucha suerte, Manolo. Tú sí la mereces como la merecieron otros que supieron emprender sus propios caminos, obligados por la situación, capaces de tener iniciativas a pesar de las dificultades.

No hay comentarios: