martes, 9 de junio de 2009

Una imagen impactante

¿Nunca habéis recorrido los pasillos de un supermercado y de repente, entre los pañales para niños, aparece un paquete con restos de donuts? Vas a comprar Pronto para muebles y al lado de los envases desentona un bote abierto de cacahuetes fritos con miel. Extraño como un pato en el Manzanares, decía Sabina. Negros como los ángeles de Machín, los kanfort dispuestos en hilera y uno sobresale entre los paquetes de arroz Nomen. Así esto yo sin ti.

Un paquete de chicles desubicado y arrumbado entre la comida para perros no debe sufrir mucho de aburrimiento. ¿La goma de mascar tiene alma, sentido y sensibilidad? Aquel paquete de lonchas de jamón de York aparentemente virgen que deja entrever su solapa abrefácil en el pasillo de los suavizantes, ¿se ve condenado a la diáspora perenne vagando por el universo del Carrefour? ¿Son ateos los productos porcinos y no creen en el destino? "Quiero ser tu minino", que decía McFly declarándose a Lorraine con caraja monumental en Regreso al futuro.

Si no llego a llevar el móvil con cámara para demostrar que fue cierta, aquella estremecedora visión hubiera sido motivo para la mofa y befa de todo el personal. Pero la imagen deja a las claras la gravedad de los hechos sucedidos en aquel Mercadona al que jamás regresaré tras una imagen luctuosa e inolvidable.

Cuando necesitas suavizante y recorres la sección de detergentes, siempre confías en la bondad que ello supone para la pituitaria. Una rabiosa mezcla de fragancias sale disparada de los tarros que, si eres valiente cual maruja de la compra, abres para seleccionar el aroma que creas oportuno. Jamás pude imaginar semejante imagen. Mis sentidos estaban prestos a la armonía de los efluvios al jabón de marsella, melocotón o el nuevo olor a spa cuando, de repente, me encuentro la penosa imagen del joven polluelo amarillo fenecido entre botes de suavizante. El peluche apareció ante mis ojos como por arte de magia y, situado boca arriba como si hubiera tratado de hacer un último esfuerzo orientador que lo condujera a la planta de venta de bolsas de pienso aviar, su cuerpo aparecía curvo y extenuado. ¿Murió en el intento de volar hacia la tierra prometida y cayó sobre el suavizante concentrado Frescor Alpino? Su pico entreabierto, el escorzo de su figura, me erizó el vello. El pollo de peluche no eran las migas de un donut ni un batido babeado sin pagar. Su imagen era la de una víctima de la sociedad del Mercadona, en la que se han perdido los valores. Hay botellones de puleva sabor a fresa en las calles del papel higiénico. Los hurtos de magdalenas La bella Easo están a la orden del día en la zona sur del hiper. ¿Hasta dónde vamos a llegar y cuándo vamos a poner orden?

Como el peluche amarillo parecía inmigrante por la naturaleza de su localización, fue considerado un 'sin papeles' y abandonado a su suerte entre los tapones de los botes de suavizante. La gente pasaba por allí y sólo veían a un pobre pollo fenecido que tuvo mala suerte en la vida. Rogamos a sus familiares pasen a recogerlo, que decían en la megafonía de la Playa Victoria de Cádiz. Ave que no vuela a la cazuela, pero en aquel indefenso cuerpo sólo hay plumas y pico. Eso es que no puede ser considerado aún un ser humano. Lo dice Bibiana Aído. Manda cojones. En Ferraz se suben por las paredes escuchando los disparates de algunos/as lumbreras escogidos por ZP para ocupar cargos inventados.

Por cierto, ¿alguien pensó que yo hoy iba a dar la vara con un análisis (y van...) de los resultados de las elecciones europeas? Pues se equivocó. Se equivocó la paloma, se equivocaba. En este caso, el polluelo. Se equivocaba. Iba camino de votar y se quedó en el intento. Dicen en Pollilandia que morir entre suavizantes es más dulce que hacerlo leyendo los resultados de unos comicios a espaldas de España. Me cuentan que, de cada diez pollos, a siete les ha importado un carajo lo del PREPAL, II, FEA, PACMA, PP y PSOE. Y el PA. Perdón, ¿PA? ¿Qué es eso? Al final, y como deducción matemática, deciden los tres que quedan. La fiesta de la democracia, como dicen todos manidamente.

Salud.

1 comentario:

IJ Poveda dijo...

MAGGGGGGGGGGNOFICA ENTRADA, CREIA QUE LO DE CROQUETA FATALE YA NO TE PODIAS SUPERAR PERO LO HAS CONSEGUIDO. ADEMAS DEBERIAS DE PONER ABAJO DEL TODO UN ENLACE PARA LA ENTRADA DE CROQUETA.
UN ABRAZO.