miércoles, 17 de diciembre de 2008

Premio para la música de cine en Úbeda

El Ayuntamiento de Úbeda acogerá este jueves una rueda de prensa en la que el director del Festival Internacional de Música de Cine Ciudad de Úbeda, David Doncel, acompañado del alcalde de esta localidad jiennense, Marcelino Sánchez, presentarán el premio que el pasado noviembre recibió en Francia la asociación BSOSpirit como organizadora del citado evento desde hace cuatro años y su relevante labor promocional de las bandas sonoras cinematográficas.

Os muestro una fotografía de David Doncel, Inma y Sergio en la ceremonia celebrada en París en el momento de recoger el premio en nombre de todos los que formamos parte de la organización de este Festival, un acto en el que no faltaron compositores de gran relevancia en la música cinematográfica internacional y concretamente europea, entre ellos Patrick Doyle (Frankenstein, Sentido y Sensibilidad, Mucho ruido y pocas nueces, Indochina).

El director del Festival Internacional de Música de Cine Ciudad de Úbeda ofrecerá detalles de la próxima edición, que se celebrará en julio como las anteriores. Y atentos, porque los pelotazos van a ser este año aún más sonados que en anteriores, en los que pudimos disfrutar en directo de conciertos sinfónicos y corísticos con la presencia de compositores como Basil Polidouris, John Debney, Roque Baños, Ángel Illarramendi, John Scott, David Arnold o Bruce Broughton.

Que no se me olviden varias maritatas de última hora, independientemente del acontecimiento ubetense:

1.- La portada de La Razón mañana. Escucho en estos momentos De costa a costa en Punto Radio y hay cachondeo con ella. No me extraña. Comentan que la foto de primera plana a toda pastilla es la felicitación de la familia real con los vástagos correspondientes. Sí señor, eso es una portada interesante. Vaya tela.

2.- ¿La crisis inventada en determinadas empresas de ¿comunicación? les impedirá dar a sus periodistas un pequeño detalle por la Navidad y alguna comida? ¿Permitirá algún que otro empresario cutre al menos un intercambio publicitario con un restaurante para que sus profesionales pasen un rato agradable aunque algunos de los que asistan no merezcan ni un rábano con bicho dentro, o terminará cabreándose e insultando para variar?

No hay comentarios: